Impresoras

5 FACTORES DECISIVOS PARA LA ELECCIÓN DE LA IMPRESORA MULTIFUNCIÓN

1. Rendimiento de la impresión

Antes de entrar en la discusión de los factores fundamentales para la elección de la impresora multifunción, debemos especificar que aquí se trata sólo de impresoras de inyección de tinta. Si le interesan más las impresoras láser, porque quiere una máquina que pueda soportar un gran volumen de impresión y que no necesite imprimir en color o en alta resolución, consulte nuestra guía de compra de impresoras láser. Dicho esto, al considerar la compra de una impresora multifunción, uno de los primeros criterios de selección debe ser la calidad de las impresiones que producirá su nueva máquina. La determinación de la calidad y el rendimiento de la impresión viene determinada, por supuesto, por la máxima resolución que la impresora soporta, pero también por el número y el tipo de tintas que utiliza para imprimir. Estas características se reflejarán en la velocidad de impresión y la vida útil del cartucho. Echemos un vistazo más de cerca a cada uno de estos elementos.

Resolución de impresión

La resolución soportada por la impresora determina el nivel de detalle y la nitidez de las impresiones, lo cual es particularmente relevante cuando se imprimen fotografías y otras imágenes. La resolución se mide en DPI, del inglés "Dots Per Inch", y es una medida que equivale al número de puntos que la impresora reproduce en una línea de 2,54 cm (1 pulgada) de largo. Cuanto más alto es el valor del DPI, más detalles se reproducen en la impresora.

Para quienes imprimen principalmente texto, una resolución máxima de 600 DPI es más que suficiente (pero ahora hay muy pocas impresoras multifunción con una resolución máxima tan baja), mientras que quienes desean imprimir fotografías y otros archivos gráficos tendrán que buscar un modelo que soporte una resolución máxima más alta, hasta 2400 DPI.

Velocidad de impresión

Cuando hablamos de la velocidad de impresión, nos referimos a dos parámetros: por un lado el tiempo que se tarda en producir la primera página, y por otro el número de páginas que se pueden imprimir en un minuto.

Cuando se imprime la primera página, puede tardar hasta 20 segundos desde el momento en que se inicia la impresión hasta el momento en que la página lista se coloca en la bandeja, especialmente cuando se imprimen documentos de alta resolución. El tiempo es menos de 8 segundos para la impresión de baja resolución.

En términos de páginas impresas por minuto, las impresoras más rápidas pueden imprimir hasta 20 hojas por minuto con una resolución mínima, mientras que una impresora de calidad media puede imprimir hasta unas 15 hojas por minuto.

Colores

En lo que respecta a la gestión del color, además de los modelos que utilizan el sistema cuatricromía habitual (que, por lo tanto, tienen cartuchos de tinta negra, amarilla, cian y magenta), hay también impresoras multifunción que pueden imprimir en hexacromía, utilizando no sólo las cuatro tintas básicas, sino también dos depósitos adicionales, que pueden contener tintas o magenta claro y cian claro, o naranja y verde.

La impresión en hexacromía permite obtener mejores resultados en la reproducción de tonos menos brillantes (en caso de que los colores "extra" sean el magenta claro y el cian claro), o en la reproducción de colores más brillantes (en caso de que los colores "extra" sean el verde y el naranja).

La vida de los cartuchos

Teniendo en cuenta la capacidad de impresión de los cartuchos necesarios para el funcionamiento de la impresora es importante darse cuenta, según el uso que se le vaya a dar a la máquina, de cuáles serán los costos de mantenimiento e impresión. Por ejemplo, si imprime muchos documentos de texto, deberá elegir una impresora que no le obligue a comprar nuevos cartuchos cada dos semanas.

Un cartucho de tinta negra puede tener hasta unas 300 páginas, calculadas considerando la impresión de sólo texto.

2. Rendimiento del escáner

La impresora multifunción se caracteriza por tener un escáner integrado en el cuerpo de la máquina, que el usuario puede utilizar como escáner para escanear documentos en papel o como fotocopiadora para reproducir documentos. En general, los escáneres integrados en las impresoras multifuncionales son de calidad media, es decir, están equipados con una buena resolución y, en algunos casos, con un alimentador automático (ADF), dispositivo que permite al escáner trabajar de forma autónoma, sin necesidad de insertar manualmente las páginas a escanear de una en una.

Veamos qué parámetros debe considerar para asegurarse de que el rendimiento del escáner de la impresora multifunción que está evaluando es adecuado a sus necesidades.

Resolución

En cuanto a la resolución, el escáner que se encuentra integrado en la impresora multifunción es generalmente capaz de un rendimiento de calidad media: más que suficiente para un escaneo detallado de los documentos de texto, que puede reproducirse fácilmente a baja resolución (600 DPI o menos) sin perder legibilidad.

El rendimiento de las fotografías e imágenes también es generalmente bueno, aunque quienes tienen necesidades más específicas, por ejemplo, escanear diapositivas, negativos y películas en general, difícilmente podrán obtener buenos resultados sin utilizar un escáner especial.

La resolución que se admite es muy a menudo de 1200 x 1200 DPI, o a veces de 1200 x 2400 DPI en algunos modelos de gama alta.

Velocidad

Hablar de velocidad en referencia a un escáner significa tener en cuenta el número de escaneos que puede hacer en un minuto. Ambas especificaciones cambian, por supuesto, dependiendo de la resolución de escaneo, de si hay o no un alimentador automático y también del uso: como escáner o como fotocopiadora.

A título indicativo, el número de escaneos por minuto, dependiendo de la resolución y la presencia de un alimentador automático, variará entre 10 y 25, mientras que el número de fotocopias producidas en el mismo período de tiempo será generalmente mayor, alrededor de 30 por minuto.

3. Manejo del papel

Otro factor que vale la pena considerar antes de adquirir la impresora multifunción es que evalúa todos los aspectos de los tipos y tamaños de papel que se pueden utilizar.

Tamaños de papel

En primer lugar, querrás asegurarte de que tu impresora es compatible con los formatos de papel que más te interesan, más allá del clásico formato A4. En algunos casos puede ser importante tener una impresora que también pueda imprimir en formato A3, mientras que los que buscan una impresora para uso "gráfico" probablemente estarán interesados en poder utilizar todos los formatos más pequeños.

No en segundo lugar, será importante comprobar cuántas bandejas de papel o bandejas se suministran a la impresora, especialmente si a menudo se imprime en diferentes tamaños. El hecho de tener más de una bandeja o cargador le permitirá imprimir el tamaño deseado sin tener que quitar las hojas de un tamaño para reemplazar otro.

En esta tabla se pueden ver las dimensiones de los formatos más comunes que una impresora puede soportar.

Soportes de papel

Por último, y de particular interés para los diseñadores gráficos, es importante saber qué gramajes de papel y cartón pueden ser procesados por la impresora sin riesgo de daños o atascos, y si también es posible imprimir en otros soportes distintos del papel, como CD y DVD, o en hojas de plástico.

En muchos casos, una impresora multifunción puede manejar papel fotográfico de 300 g/m², mientras que la capacidad de imprimir en CD, DVD y otros materiales (por ejemplo, hojas de vinilo) es menos común.

Ahora veamos para qué usos es adecuado cada gramaje.

4. Practicidad de uso

También vale la pena considerar algunas características que pueden hacer que una impresora multifunción sea particularmente adecuada para usted, dependiendo de sus necesidades de impresión, pero también del espacio que tenga disponible para colocar la impresora.

Conveniencia de impresión

Hay varias características que puede tener una impresora multifunción y que contribuyen a su conveniente uso desde el punto de vista de la impresión. Veámoslos en detalle:

Impresión dúplex: si por casualidad imprime documentos de texto largos y quiere reducir a la mitad la cantidad de papel necesaria, puede interesarle una impresora capaz de imprimir a doble cara de forma automática, sin tener que imprimir manualmente una página cada vez, teniendo cuidado de girar y reinsertar cada hoja de papel

ADF: si necesita escanear o fotocopiar varias páginas en serie, sin duda le resultará conveniente tener una impresora equipada con ADF, es decir, con un alimentador automático de documentos que cargará una hoja de papel para ser escaneada o copiada detrás de la otra.

Puertos USB/SD: si a menudo tiene que imprimir archivos guardados en una memoria USB o una tarjeta de memoria SD, una impresora con un puerto USB y/o un lector de tarjetas SD adicionales podría ser una buena opción para usted, que le permitiría imprimir los archivos que le interesan sin tener que encender el ordenador, sino simplemente insertando la memoria o la tarjeta en las ranuras previstas. Normalmente, en estas impresoras también encontrará una pequeña pantalla LCD que le permitirá gestionar la impresión desde estos dispositivos portátiles en ausencia de una computadora encendida o conectada.

Ubicación

Para colocar su nueva impresora multifunción en el espacio que tiene disponible, las cosas que debe cuidar no son sólo el tamaño de la propia impresora, aunque sin duda son de fundamental importancia.

Por ejemplo, si no tiene suficiente espacio para acomodar la impresora en las inmediaciones de su computadora de escritorio, podría resolver el problema comprando una impresora multifunción con conexión WiFi. Este tipo de máquina puede conectarse a su ordenador y otros dispositivos (como veremos más adelante) sin necesidad de cables, aprovechando la transmisión de datos por ondas de radio. De esta manera, también puede colocar y utilizar la impresora en una habitación distinta a la del ordenador.

Dependiendo del lugar donde coloque la impresora, entonces, tendrá que asegurarse de que las bandejas de carga y almacenamiento de papel estén siempre fácilmente accesibles. Por ejemplo, si la impresora multifunción se coloca en un estante de un armario, puede que no haya mucho espacio disponible para la carga superior, en cuyo caso se preferiría una máquina que cargue y deposite el papel desde abajo, desde bandejas situadas en la parte delantera de la máquina y no en la parte superior.

Por la misma razón, debe asegurarse de tener suficiente espacio encima de la impresora para abrir fácilmente la cubierta del escáner o, si no hay suficiente espacio, debe preferir una máquina con alimentador automático, que le permite escanear las hojas sin tener que abrir el escáner.

5. Otras funciones y servicios

Por último, hay otras características y paquetes de servicios proporcionados con las impresoras multifuncionales que puede ser interesante evaluar.

Por ejemplo, para quienes dirigen una pequeña empresa puede ser importante tener una impresora que también funcione como máquina de fax, una característica que no se incluye en todos los modelos y que tendrá que asegurarse de que esté ahí si le interesa.

También hemos mencionado anteriormente cómo algunas impresoras están equipadas con conectividad WiFi: esto, y en algunos casos la presencia de otros protocolos de conexión inalámbrica como Bluetooth o NFC, permiten a la impresora conectarse a dispositivos móviles, como teléfonos inteligentes o tabletas. De esta manera es posible imprimir los archivos presentes en este tipo de dispositivo, lanzando la impresión directamente desde el dispositivo sin tener que transferirlos a la computadora.

Además, los servicios de impresión en nube, es decir, la capacidad de imprimir archivos guardados en un espacio remoto, son cada vez más populares. De hecho, cada vez más impresoras son compatibles con los servicios AirPrint y Google Cloud Print, ofrecidos por Apple y Google respectivamente, o con Dropbox y otros servicios de almacenamiento en la nube con los que se pueden sincronizar algunas impresoras. En algunos casos, el propio fabricante proporciona su propio espacio en la nube al comprar la impresora.

Si quieres tener la posibilidad de subir los archivos a imprimir a un espacio remoto donde estés y luego imprimirlos en casa, tendrás que asegurarte de que tu impresora es compatible con el servicio de nube de tu preferencia.

Por último, muchos fabricantes también ofrecen la posibilidad de acceder a distancia, mediante una interfaz web, al panel de control de la impresora para comprobar su estado o imprimir documentos mientras se está fuera de casa o de la oficina. Normalmente este servicio está disponible simplemente registrándose en un portal especial.

 

probando

Deja un comentario